ROMINA PARQUET – una gran emprendedora

Romina Natalia Parquet, nacida en Argentina en 1979, pasó su infancia y adolescencia, con una familia modesta, sus padres, ambos trabajadores, forjaron una casa de principios y valores para demostrarles a sus 3 hijos el amor por el laburo y responsabilidad, su padre era taxista y su madre trabajaba en una zapatería, luchando día a día para ofrecer a los niños la mejor educación posible.

Sus hermanos, son mayores que ella, Romina Parquet, es la hija menor del matrimonio, desde la infancia mostró su carácter y personalidad, con una fuerza y ​​una destreza digna de una persona emprendedora, tuvo una infancia feliz, ella siempre nació líder, asistió a su escuela primaria en una escuela estatal y, a los 11 años, empezó a estudiar el idioma inglés por iniciativa propia, demostrando las características de su personalidad independiente.

Su período de estudio en la escuela secundaria se realiza en una institución privada, ya que la infancia demostró habilidades de liderazgo y confianza, a los 16 años, deja sus estudios diarios y entra al lugar de trabajo, sin descuidar sus estudios, se tomó la noche, ya que para ella en su vida proyecto es entrenar como un gran profesional, ella trabaja en un escritorio recomendado por una de sus mejores amigas de la infancia, Eli.

A partir de este momento, Romina Parquet comenzó a comenzar su proyecto de vida profesional, luego de dos años consiguió un mejor trabajo en una multinacional, donde aprendió en poco tiempo las mejores habilidades y habilidades del comercio internacional, una oportunidad que la ayudaría a ser reconocida como una de los principales líderes de comercio exterior en Argentina.

Básicamente, se puede decir que su éxito se debe a la personalidad imponente que ya tiene su carácter fuerte, donde combina los valores que se enseñaban en su casa, con transparencia y confianza, ya que el peso de la palabra vale la pena mucho y estos factores fueron parte de su éxito como profesional.

Sin embargo, como todos los seres humanos, Romina Parquet, no escapa a las circunstancias que presenta la vida, enfrenta situaciones muy delicadas, donde su fuerza para avanzar es lo que la ayudó a superarlos, además de contar con el apoyo incondicional de sus familiares y amigos, Romina Parquet fue blanco de controversias que intentaron desacreditarla. Sin embargo, ella se las arregló para enfrentar la situación mostrando su rostro para mostrar su honestidad y para que todos supieran que las pruebas que la vida le pone en el camino no tuvieron. Su elección fue la circunstancia de tener que enfrentar con dignidad para salir con el pie derecho.

Para Romina Natalia Parquet, la vida más importante es su familia, sin dejar de lado el amor por su trabajo. Sus proyectos de vida se centraron en estas dos áreas, la profesional y la familiar, ya que ambos son importantes y se sabe destacar en ambos, por lo que aparece en la fuerza de las dificultades que ha sido una inspiración para mejorar su vida, el más fuerte y viendo la vida desde otra perspectiva.

Romina Parquet, fue creada bajo principios, sus procreadores trabajaron para inculcar en sus 3 hijos el amor, el respeto, la solidaridad, el compromiso y esto es parte de la personalidad de esta niña, que la hizo sentir en su área profesional y familiar. muy comprometida con la superación profesional para lograr sus objetivos de ser una profesional exitosa, lo que la llevó a ser reconocida en su ambiente laboral como líder nato, también desde su infancia comenzó a demostrar que sería una persona valiente, comprometida con lo que lo hace y trabaja duro, los elementos principales para una persona exitosa.

Actualmente, Romina Parquet ha logrado destacarse como uno de las principales mujeres de negocios en el mercado internacional, además de ser capaz de afrontar las dificultades que la vida ha presentado, manteniéndose firme con una actitud positiva hacia la vida, a pesar de las circunstancias que tocó la vida siendo una luchadora que valientemente tomó los problemas y los enfrentó.